Brighitte Quintana en el “Día Internacional de la Memoria Trans”

20/11/20- Brighitte Quintana, actual Embajadora Cultural del Aniversario 135 de Rawson y miembro vocal titular de la ONG lgbt+ Chacabuco, se refirió al “Día Internacional de la Memoria Trans”, que se conmemora hoy.

(Textual) El Día Internacional de la Memoria Trans tiene como finalidad recordar a todas aquellxs compañerxs que ya no están. La consecuencia más violenta de esta cultura patriarcal son los travesticidios, transfemicidios y genocidios trans producto de la transfobia. Las personas trans somos históricamente objeto de todo tipo de violencias hacia nuestros cuerpos y subjetividades por parte de todas las instituciones, familia, sistema educativo, salud, iglesias, Policía, fuerza de seguridad, justicia. Es decir, una sociedad que sustenta a través de discursos cis género la estigmatización, criminalización y exclusión social de nuestras identidades. La transfobia es el miedo, el odio, la falta de aceptación o la incomodidad frente a las personas transgénero o cuya expresión de género no se ajusta a los roles de género tradicionales. Todo esto ocurre debido a la ignorancia de una parte de la sociedad que es incapaz de aceptar la diversidad de su población , siendo capaz de cometer los actos más vejatorios como acoso, agresión verbal y física e incluso aquellos que son capaces de atentar contra la vida. Una cruda realidad que va en contra de todos los derechos humanos por la falta de tolerancia, el odio y la ignorancia. Aunque la sociedad sigue avanzado de muchas maneras, siguen persistiendo los tabúes, la discriminación y los convencionalismos que tanto daño hacen a los seres humanos y de esto no escapamos las personas trans, que seguimos siendo víctimas de abuso. Para rememorar el Día Internacional de la Memoria Trans sólo bastará con empezar a valorar, respetar y dejar a un lado la discriminación hacia estas y todas las personas que han decidido vivir aceptándose como son, a pesar de todas las barreras y juicios de valor que la sociedad le ha impuesto, vulnerando todos sus derechos. Hoy más que nunca urge la necesidad de un cambio de actitud y mentalidad para contribuir de forma positiva para que no sigan ocurriendo lamentablemente estos hechos inhumanos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *