No a la “presencialidad administrada” de macristas y peronistas

Por Antonela Schettino, Tribuna Docente.

13/5/21- El  martes 11 de Mayo nuestra ciudad superó los 5000 contagios desde el inicio de la pandemia, solo 20 días antes el número era 4000. Los datos son alarmantes: las 10 camas de terapia intensiva disponibles están ocupadas, ascienden a 74 los internados en las alas 1, 2 y 3 y  permanecen aisladas unas 2500 personas.  El fracaso sanitario también se verifica en el terreno educacional: burbujas insostenibles que se rompen, 60 docentes y alumnos  aislados desde inicial hasta secundario y varias familias que han decidido por cuenta propia no mandar a sus hijes al colegio por temor a contagios.  

Nuestra ciudad supera ampliamente los 200 casos cada 100.000 habitantes en 14 días que recomienda el semáforo epidemiológico. En medio de este cuadro de colapso, el intendente Aiola y el Secretario de Gobierno Alejo Pérez vienen planteando en varios medios locales que “si no hay una disparada de casos el lunes volvemos a las clases presenciales”.

El municipio se expresa en la misma linea que Kicillof y Alberto Fernández: ceder a la presión empresarial para que no se limite la producción (incluso en las actividades no esenciales) e ir volviendo de poco a una “presencialidad administrada” en el ámbito educativo. La razón es clara: si los alumnos están en sus casas alguno de sus padres debe estar a su lado para atender su cuidado. Ambos ceden a la presión empresarial. Recordemos que continúan también con clases presenciales muchas Provincias gobernadas por el Frente de Todos. No hay grieta cuando se trata de defender intereses patronales.

La docencia ha sido golpeada, además, por la desocupación masiva por la falta de cargos, tan necesarios para garantizar la continuidad pedagógica que tanto se esgrime de parte de los gobiernos, la precarización laboral y el atropello a los estatutos docentes, y salarios de pobreza que recibieron un aumento promedio del 32%, ante una inflación prevista por encima del 50%.

La realidad es que la suspensión de las clases presenciales se consiguió gracias a las enormes asambleas que se pusieron en lucha de la docencia de base junto a los SUTEBAS dirigidos por la Lista Multicolor, frente al silencio cómplice de Baradel, Alesso y Yasky.

Es precisamente el método que defendemos e impulsamos desde Tribuna Docente: las asambleas por lugares de estudio, la organización de docentes y estudiantes que permitan votar un plan de lucha en defensa de la educación y la salud. La exigencia de dispositivos y conectividad gratuita para docentes y estudiantes. La necesidad de un salario igual a la canasta básica y el aumento de cargos docentes donde se requiera.
Organizate junto a Tribuna Docente para pelear por estos y todos los reclamos de la comunidad educativa en nuestra ciudad.

Tribuna Docente – Partido Obrero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *