BARCO CHINO CARGADO CON PETROLEO ESTA ENCALLADO EN EL CORAL MAS GRANDE DEL MUNDO

El Sheng Neng 1 encallado.
El Sheng Neng 1 encallado.
5/4/10- El buque carguero chino encallado en la Gran Barrera de Coral australiana, el mayor arrecife del mundo, sigue sin poder ser retirado, informaron hoy las autoridades.

Varios equipos de salvamento y dos remolcadores trataban de estabilizar la embarcación, que debido al oleaje choca una y otra vez contra los arrecifes, amenazando con partirse en dos, lo que podría producir un derrame de 950 toneladas de crudo.

Después de una fuga de dos toneladas de crudo ayer por un agujero en el tanque del “Sheng Neng 1”, las autoridades intentaron disolver la mancha de petróleo de tres kilómetros de extensión en el mar con sustancias químicas.

El agujero fue sellado hoy, aunque los intentos de impulsar al buque con la marea para que vuelva a navegar han fracasado.

“Estamos preparados para utilizar más sustancias químicas”, dijo hoy una fuente de los responsables australianos de la seguridad marina.

Entre tanto, el director de la organización ecologista WWF en Australia advirtió que el tiempo juega en contra de las tareas de limpieza, aunque estimó que se podría evitar un derrame mayor, como el que ocurrió en 1989 frente a las costas de Alaska cuando el “Exxon Valdez” vertió más de 35.000 toneladas de crudo al mar.

En el caso del arrecife australiano Barrier Reef, un desastre de dimensiones similares al del “Exxon Valdez”, podría tener graves consecuencias.

“Las tareas de rescate podrían incluir la extracción de petróleo”, dijo Anna Bligh jefa de gobierno del estado de Queensland, aunque eso podría llevar varias semanas.

Bligh, acusó al capitán del “Sheng Neng 1” de penetrar de manera ilegal en el área marítima protegida.

La zona afectada “es una región especialmente valiosa de la Gran Barrera de Coral”, dijo el portavoz de la autoridad para la seguridad marítima, Graham Peachey.

El “Shen Neng 1” se desvió el sábado más de 15 kilómetros de su rumbo y encalló en el arrecife cuando navegaba a toda velocidad.

La embarcación pertenece a la mayor naviera china Cosco. Antes de zarpar había cargado 65.000 toneladas de carbón y se dirigía a China.

La avería se produjo a unos 120 kilómetros frente a la costa de Rockhampton. “El motor presenta graves daños, así como el timón y otras partes del barco”, dijo Bligh.

La naviera se enfrenta ahora a una multa de un millón de dólares y el capitán será penalizado con 220.000 dólares si la tragedia se produjo por negligencia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *