UNA MULTITUD RECLAMO ANTE EL CONGRESO EN DEFENSA DEL MATRIMONIO Y LA FAMILIA

Fuente y foto: lanacion.coma.

200 mil personas frente al Congreso de la Nación.
200 mil personas frente al Congreso de la Nación.

13/7/10- Dos movilizaciones simultáneas tuvieron lugar en la ciudad, en la antesala del tratamiento de la ley de matrimonio gay en el Senado: mientras entre 50 y 60 mil personas se congregaron frente al Congreso para manifestarse en contra bajo el lema “Los chicos tenemos derecho a una mamá y a un papá”, en diferentes esquinas se realizó un “ruidazo” convocado por el Inadi a favor del proyecto “por la igualdad de derechos”.

Convocados por la Iglesia Católica y la Evangélica, los manifestantes en contra se pronunciaron horas antes de que los senadores debatan mañana, a las 12.30, la sanción de la norma que permite el casamientos entre personas del mismo sexo.

“No estamos en contra de ninguna comunidad, pero queremos ser claros: el matrimonio es entre un hombre y una mujer y los derechos de los niños -a tener padre y madre- no pueden ser violentados”, indicó uno de los organizadores. Desde la Agencia Informativa Católica Argentina (AICA) estimaron que de la movilización participaron 200.000 personas.

El acto comenzó a las 18.30 sobre un palco montado frente al Congreso Nacional, con ornamentos, pancartas, distintivos y vinchas anaranjados, y se replicó ante legislaturas o sedes de gobierno del interior, que envió delegaciones a la marcha porteña.

Durante la movilización los manifestantes llamaron a gritar por el “sí al matrimonio de hombre y mujer y por la familia tradicional” y se mostraron carteles en los que podía leerse que “el matrimonio no se plesbicita”.

En el acto, hubo proyecciones, y números artísticos. El punto culminante de la manifestación fue el ingreso de una bandera nacional de 200 metros traida desde Rosario.
El pasado fin de semana, en todas las parroquias de Capital Federal, se había leido -al final de las misas- la declaración del Episcopado “Sobre el bien inalterable del matrimonio y la familia”, en la que se expresa el rechazo al proyecto del matrimonio homosexual.

“Ruidazo”. En tanto, una convocatoria denominada “Ruido por la Igualdad” fue lanzada hoy para que en distintas esquinas de la ciudad de Buenos Aires la gente haga sonar bocinas, trompetas, vuvuzelas, cacerolas y cornetas por “una Argentina más igualitaria”.

En diferentes puntos pudieron escucharse toda clase de ruidos en tanto que en los carteles podía leerse: “el mismo amor, los mismos derechos”.

El “ruidazo” comenzó a las 20 para apoyar la iniciativa del matrimonio entre personas del mismo sexo con epicentro en el Obelisco, donde se acercaron más de 300 personas.

“No queremos que haya ciudadanos de primera y ciudadanos de segunda”, dijo a la prensa uno de los manifestantes, que reclama igualdad de derechos para todas las parejas, independientemente del sexo de sus integrantes.

El movimiento fue respaldado por el Inadi, que distribuyó material de sensibilización acerca de la necesidad de lograr los mismos derechos con los mismos nombres, en el marco de un país inclusivo y sin discriminación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *