UNO DE LOS DETENIDOS POR EL ROBO EN RAWSON HABÍA PARTICIPADO EN UN GOLPE COMANDO EN ROJAS, DÓNDE HABÍAN TOMADO VARIOS REHENES

11/9/18- Luego de dos meses de investigación, se logró desbaratar una banda de delincuentes integrada por personas con frondosos antecedentes penales, entre las cuales había dos convictos de la Unidad Carcelaria Nº 5 de Mercedes, que tenían salidas transitorias, una mujer policía que trabajaba en la subcomisaría de Rawson, y un sujeto de nacionalidad uruguaya, de nombre Carlos De León, que se encontraba en nuestro país con una identidad falsa. De León fue uno de los miembros de la banda que, en 2003, intentó atracar la planta de Molinos Cabodi, en la ciudad de Rojas, hecho que devino en un enfrentamiento armado que dejó a uno de los delincuentes cuadripléjico, y a De León en prisión por dieciséis años.
Esta banda intentó cometer un robo en el mes de julio de este año en el Tesoro del Banco Provincia de la localidad de Rawson, partido de Chacabuco, y al no poder ingresar al mismo, ingresaron a la casa del Banco donde vive la contadora de la entidad y se apoderaron de 30 mil dólares y varias alhajas para luego darse a la fuga.
Personal de la DDI Junín comenzó la investigación y practicó intervenciones telefónicas, lo que permitió días atrás aprehender a dos sujetos con salidas transitorias de la cárcel de Mercedes y a una mujer policía de nombre Viviana Tula en la ciudad de Chivilcoy. Luego -a fines de la semana pasada-, tras varios allanamientos simultáneos en las zonas de Moreno, Pablo Nogués, Bragado y Chivilcoy, se logró desbaratar a toda la banda, arrojando el secuestro de varios elementos sustraídos a la víctima, incluyendo un equipo de autógena que iba a ser utilizado para perforar el blindaje del Tesoro del Banco Provincia de Rawson y demás elementos de interés para la investigación, a cargo del fiscal titular de la UFIyJ 11, Daniel Nicolai, de Chacabuco.
En una de las detenciones llevadas a cabo en la ciudad de Moreno, se detiene a un sujeto de nacionalidad uruguaya, quien es sindicado como especialista en aperturas de cajas fuertes, y portaba una cédula de identidad falsa a nombre de Héctor Eduardo Insaurralde. Tras tareas investigativas, se determina que el mismo resulta ser fehacientemente, Carlos Alberto De León, de nacionalidad uruguaya, el mismo que en el año 2014 fue extraditado de este país por orden del Juzgado de Ejecución Número 1 del Departamento Judicial de San Isidro, luego de cumplir una pena de 16 años en prisión por ser uno de los autores al robo del Molino Cabodi en Rojas, en el año 2003.

EL ASALTO A CABODI
El atraco a la planta de Molinos Cabodi, en setiembre de 2003, hace ya quince años, fue perpetrado por una banda de delincuentes de alto nivel de profesionalismo, que se introdujo en esa firma fabril en horas de la noche y, tras tomar rehenes a varios empleados, se abocaron a violentar la caja de caudales de la empresa. Pero en ese cometido, hicieron saltar una alarma que motivó que se constituyera en el lugar personal de seguridad de la firma, que se enfrentó a tiros con los malvivientes (que se habían vestido con las ropas de los molineros, para pasar desapercibidos), quedando uno de ellos cuadripléjico y el restante herido, aunque otros dos habrían podido darse a la fuga.
Esto evitó que la banda se alzara con un botín estimado en unos 357.000 pesos en cheques y patacones, aunque los prófugos lograron llevarse unos 7 mil dólares estadounidenses.
Para esos momentos ya había llegado la policía y se había dispuesto un operativo “cerrojo” en todo el distrito, accesos y salidas, en tanto que los dos malvivientes heridos eran trasladados al Hospital Unzué bajo fuerte custodia policial.
Por sus ribetes casi cinematográficos, el hecho causó conmoción en la ciudad de Rojas y al día de hoy sigue siendo uno de los casos de la crónica policial más graves acontecidos en este medio.

Fuente: www.elnuevorojense.com.ar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *